“Dios mío, qué habrá pasado"