Traductor
Lee y respeta las Normas del Foro






El Reducto de AGF


El reducto de Richi


El Reducto de Juan García



Últimos temas
» La Legión Española
Hoy a las 20:48 por HIMNOSHISTORICOS

» Un colegio de Tomares ya imparte clases de lengua árabe y cultura marroquí.
Hoy a las 20:18 por HIMNOSHISTORICOS

» La bandera que paseó Padilla no era la franquista
Hoy a las 20:17 por HIMNOSHISTORICOS

» La Generalitat se supera: inventa la figura de ‘los reyes catalanes’
Hoy a las 20:05 por HIMNOSHISTORICOS

» En España, Los pilotos y controladores aéreos no podrán hablar en castellano
Hoy a las 19:44 por Valle

» Independentistas imprimen carteles falsos del PP y C’s a favor del ‘No’ en el referéndum para poder criticarlos
Hoy a las 19:37 por Valle

» Tejero: ‘Exijo un juicio comparativo entre el 23-F y lo que está ocurriendo en Cataluña’
Hoy a las 19:25 por Torquemada2014

» Una Cataluña independiente no podría participar en Eurovisión
Hoy a las 19:17 por HIMNOSHISTORICOS

» Cataluña: Pablo Iglesias está haciendo lo que sus colegas iraníes esperaban de él
Hoy a las 19:07 por Valle

» El alcalde de Lérida que fue fusilado por Companys por celebrar una Cabalgata de Reyes
Hoy a las 16:28 por BRUC

» El Águila de San Juan del escudo de España y la ignorancia histórica
Hoy a las 16:18 por BRUC

» Las diez películas imprescindibles para conocer la Segunda Guerra Mundial(Según ABC)
Hoy a las 16:15 por BRUC

» Propicios dias
Hoy a las 16:12 por BRUC

» ¿Habrá muertos?
Hoy a las 13:58 por Invitado

» Las exigencias de Polonia a Alemania y Ucrania pueden provocar la desintegración de la UE
Hoy a las 12:33 por JorgeLópezÁlvarez

» HEDILLA - SALAMANCA - UNIFICACIÓN VI
Ayer a las 22:29 por RICHI

» Español de ultramar
Ayer a las 21:54 por María Pilar

» Un Compatriota más
Ayer a las 21:52 por María Pilar

» Politica Sim
Ayer a las 19:38 por Valle

» Presente!!!
Ayer a las 18:45 por niunpasoatras.org

» No soy nueva, solo reenganchada del FORO 1492
Ayer a las 18:45 por niunpasoatras.org

» Soy nuevo
Ayer a las 18:45 por niunpasoatras.org

» Sonidos del mundo: ¿Rabat’¿Ankara?¿Dubai?¿Estambul?
Ayer a las 14:23 por HIMNOSHISTORICOS

» Encapuchados queman banderas de España, de Francia y de la Unión Europea en la manifestación independentista
Ayer a las 13:44 por Invitado

» Políticos de Panza y bolsillo
Ayer a las 12:35 por Invitado

» ¿Sabías que Melilla hace estos días 520 años siendo española?
Ayer a las 10:03 por HIMNOSHISTORICOS

» Mi música, tu música, nuestra música
Ayer a las 09:52 por HIMNOSHISTORICOS

» REGINA GARCIA- Una heroína española adelantada a su tiempo y olvidada
Dom Sep 17 2017, 21:08 por Valle

» Esto es lo que debes hacer si la Generalidad te exige colaborar en su referéndum ilegal
Dom Sep 17 2017, 20:10 por Miguel1961

» Francia: Mujer arroja ácido a cuatro turistas estadounidenses en Marsella
Dom Sep 17 2017, 20:06 por HIMNOSHISTORICOS

» Baneado y acosado por un staff en wikia.
Dom Sep 17 2017, 19:55 por HIMNOSHISTORICOS

» Carlos Herrera destroza al evasor fiscal Monedero en 30 segundos.
Dom Sep 17 2017, 14:57 por Neilo65

» Un refugiado viola a una niña y la policía sueca lo deja en libertad al no dar abasto con tantos casos de violación
Dom Sep 17 2017, 14:45 por Valle

» Una diputada francesa pide que la quema de una bandera gala en la Diada no quede impune
Dom Sep 17 2017, 13:39 por Valle

» Condenan a un sueco de 53 años a pagar a tres musulmanas 1.500 euros por comer bacon junto a ellas en un tren de Estocolmo
Dom Sep 17 2017, 12:46 por Miguel1961

» Con dos cojones....
Sáb Sep 16 2017, 23:07 por HIMNOSHISTORICOS

» Loquillo explota y canta verdades sobre el nacionalismo
Sáb Sep 16 2017, 22:46 por HIMNOSHISTORICOS

» El porqué de los colores actuales de la Enseña Nacional
Sáb Sep 16 2017, 22:26 por HIMNOSHISTORICOS

» Discurso de Jose Antonio Primo de Rivera ante el parlamento en referencia a Cataluña
Sáb Sep 16 2017, 18:45 por ruedex

» PENSAMIENTOS Y REFLEXIONES 165 OBSERVAR SIEMPRE A LA MADRE NATURALEZA
Sáb Sep 16 2017, 10:32 por Antonio García Fuentes

»  HEDILLA – SALAMANCA – UNIFICACIÓN V
Sáb Sep 16 2017, 00:02 por RICHI

» Ridículo: Independentistas segovianos reclaman la independencia de Cataluña y amenazan a la Policía
Vie Sep 15 2017, 21:43 por Miguel1961

» CATALUÑA - SEPARATISMO - LA FALANGE Y EL PENSAMIENTO DE JOSÉ ANTONIO
Vie Sep 15 2017, 20:08 por Valle

» Así ha sido el rapapolvo de Soraya Sáenz de Santamaría a Rufián por sus «teatrillos» en el Congreso.
Vie Sep 15 2017, 20:00 por Valle

» Orgullo de Guardia Civil
Vie Sep 15 2017, 18:03 por Miguel1961

» Checos, eslovacos, catalanes y vascos
Vie Sep 15 2017, 10:07 por Antonio García Fuentes

» El arsenal atómico y los enanos
Jue Sep 14 2017, 11:03 por Antonio García Fuentes

» Los mossos permiten colocar bandera separatista pero prohiben colacar una bandera española
Miér Sep 13 2017, 23:50 por Juanma_Breda

» Gran vídeo de respuesta a las mentiras de Junqueras.
Miér Sep 13 2017, 23:26 por Juanma_Breda

» La eurodiputada Beatriz Becerra desmonta todas las mentiras de los políticos independentistas respecto a la Unión Europea
Miér Sep 13 2017, 22:55 por HIMNOSHISTORICOS

Consigue Trofeos y Medallas participando en...








REDES SOCIALES








Grupo en Facebook
últimos Patriotas conectados
Mis Amigos
niunpasoatras.org-Copyright©

La DIADA de CATALUÑA es MENTIRA. Explicación dentro (tocho).

Publicar nuevo tema   Responder al tema

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

La DIADA de CATALUÑA es MENTIRA. Explicación dentro (tocho).

Mensaje por ruedex el Mar Ago 15 2017, 12:51

La Diada de Cataluña es mentira, si quieres hacerte un gran entendido en ella lee todo el tema que es muy largo, pero está todo especificado...
Que no hombre, que en Cataluña no se enseña que lo de 1714 fue una guerra de España contra Cataluña Clic aquí si lo quieres ver.
La Diada es mentira y lo saben los profesores catalanes, toda la Generalidad, los ayuntamientos y los funcionarios y lo siguen celebrando, es más se lo enseñan a los pobres niños en la escuela.

La proclama de Casanova, como conseller en cap, el propio 11 de septiembre de 1714 lo ilustra claramente. La proclama decía: "Se fa saber á tots (...) que la deplorable infelicitat de esta ciutat, en què avuy resideix la llibertat de tot lo Principat y de toda Espanya (...) pero com tot se confía, que tots com verdaders fills de la patria, amants de la llibertat, acudirán als llochs senyalats á fi de derramar gloriosament seva sang y vida, per son Rey, per son honor, per la patria y per la llibertat de tota Espanya".

Guerra de sucesión de 1714

La Diada de Cataluña es mentira. No era una guerra por la independencia de Cataluña, ni siquiera una guerra perdida por Cataluña, si no perdida por una parte de los catalanes que eran los maulets, ya que estaban los botiflers que fueron los que ganaron en Cataluña.

Muere Carlos II sin descendencia y pugnan por la corona española, muy importante en aquella época en Europa, los austrias y los borbones, ganan la guerra los borbones y queda Felipe V de Borbón como rey de España.

En Cataluña habían dos bandos, los maulets (partidarios de los austrias) y los botiflers (partidarios de los borbones). En Cataluña como en el resto de España hay una encarnizada guerra por la corona de España y ganan los botiflers. Los dos bandos con los 8 apellidos catalanes.

Óscar Uceda Márquez. Doctor en história por la universidad de Lérida.

El 25 de febrero de 1711 en una de las numerosas cartas de súplica que llegaron a la Generalitat desde los pueblos de la inmediata retaguardia a partir del verano de 1707, se describía en respuesta a un requerimiento real recibido tres días antes, uno de los acostumbrados incidentes y abusos padecidos por los civiles catalanes por parte de tropas Austracistas. En él describe cómo funcionaba el pillaje a pequeña escala en territorio “amigo”. 19 soldados se presentaron en la casa de Andreu del Mas de Sant Esteve de Palautordera a incautar paja; al no encontrar nada (una compañía de su mismo regimiento se les había adelantado) le quemaron el pajar. Ese mismo día, otros soldados del mismo regimiento saquearon la casa llamada “Del bon amich” del mismo municipio, entrando por la ventana y robando a sus propietarios todo cuanto tenían. Otra escuadra de la misma unidad, esta vez acompañada de dragones reales, entraron en la casa “Leget del mas”, “degollando y llevándose 10 tocinos, tres corderos, todas las gallinas y lo demás que había en la casa”. Después de la demostración de fuerza, obligaron al resto de la vecindad a entregar dinero, trigo y otros granos “cometent altres excesos com si fossen tropas enemigas”.

El término “terrorismo militar” viene siendo usado extensamente para definir los abusos perpetrados por el ejército borbónico en Catalunya durante la fase final de la guerra de Sucesión. Dentro de la campaña del Tricentenario en artículos, libros y exposiciones, el asunto de la represión ejercida por los militares franco-españoles se trata con profusión. Incendios de poblaciones, saqueos, pillaje, asesinatos, violaciones… en toda Cataluña se sucedieron incidentes gravísimos de los que no hay duda alguna en cuanto a su veracidad.

Ciertamente, esos sucesos son mostrados como una prueba más de la brutalidad borbónica contra los catalanes y sus instituciones. Y es aquí donde una verdad indiscutible como hecho, pasa a serlo en su explicación, sobre todo cuando comprobamos que lo que parece excepcional era habitual en el contexto bélico europeo de los siglos XV al XVIII.

Con el nacimiento de los nuevos Estados europeos a principios del Renacimiento, sus costes militares estaban muy por encima de las posibilidades de sus magras finanzas. Ejércitos cada vez mayores, recorrían los escenarios del viejo continente seguidos de una legión de no combatientes. Grandes grupos de veinte o treinta mil personas se desplazaban sin tener garantizado el avituallamiento, teniendo que vivir sobre el terreno para subsistir, arrasando a su paso comarcas enteras fueran amigas o no. El historiador John Lynn los definió como “ejércitos depredadores” y en la reciente obra de Lauro Martines, Un tiempo de guerra, publicado por la editorial Crítica en 2013, como “ciudades ambulantes y moribundas”. En dicha obra, el panorama de saqueo y destrucción sistemático que padeció el campesinado europeo es analizado y descrito con rigurosidad. De hecho, basa sus hipótesis enumerando diferentes tipos de abusos a través de incidentes padecidos por soldados, ciudadanos y campesinos tanto en las guerras italianas del siglo XV, la guerra de los treinta años, la guerra Hispano-holandesa, las guerras de religión francesas en los siglos XVI y XVII, la guerra de los nueve años e incluso la guerra de Sucesión en sus diversos frentes. Los hechos descritos, son calcados a los padecidos en Cataluña en 1714, por lo que todos los indicios apuntan que los motivos que generaron los execrables sucesos durante ese año, tuvieron más que ver con la forma habitual de hacer la guerra por aquel entonces, que con una voluntad inequívoca por parte de Felipe V de hacer política de tierra quemada en el Principado.

Partiendo de la hipótesis que los abusos militares borbónicos en 1714 no se trataron de un hecho único y excepcional, sino común y habitual; la siguiente pregunta a plantearse es casi inevitable. Sí todos los ejércitos de Europa cometían abusos, ¿Cuál fue el comportamiento de los ejércitos del Archiduque Carlos en Cataluña?

Utilizando un método de análisis hipotético deductivo, resulta convincente partir de la hipótesis que hicieron exactamente lo mismo que todos, y si el desencadenante del expolio de las fuerzas armadas sobre los campesinos fue la falta de financiación por parte del Estado, la siguiente sospecha recae sobre el comportamiento del ejército irregular catalán del Archiduque, los fusileros de montaña o migueletes. Estas unidades aún recibían menos del monarca que sus compañeros reglados, por lo que si la teoría cuya ecuación consiste en que la necesidad de poseer un ejército sin posibilidad de mantenerlo, sumada a la relajación de la disciplina por falta de mandos, es igual a abusos sobre el campesinado, unas unidades irregulares como los migueletes, con nula financiación y con apenas oficialidad, tuvieron que resultar una verdadera plaga sobre el campesinado catalán.

Partiendo de esta hipótesis he analizado dos grupos de fuentes diferentes. Súplicas enviadas a la Generalitat durante la guerra quejándose de abusos militares y exhortaciones enviadas a la Corona a través del Consejo de Estado Mayor del Ejército Aliado conservadas en los fondos documentales del Archiduque Carlos.

Después de haber consultado algo más de dos centenas de demandas, en ellas he podido apreciar cómo se repiten los mismos tipos de incidentes descritos por investigadores como Lynn, Martines, Elliot y tantos otros. Básicamente, podemos distinguir los siguientes tipos de abusos, cometidos en su mayoría sobre campesinos.

Los alojamientos

La inexistencia de cuarteles donde alojar soldados durante la pausa invernal y la falta de recursos para mantenerlos, tuvo como consecuencia la elaboración por parte de los Estados europeos de una legislación que obligaba a los civiles a mantener un número determinado de militares en sus casas garantizándoles pan, cama, leña para ellos y paja para sus caballos. Todas estas leyes se parecían, y todas eran sistemáticamente incumplidas una y otra vez. Por ejemplo, es habitual en las suplicas enviadas a la Generalitat por los pueblos que tenían soldados alojados, encontrarse el ruego de cumplimiento del capítulo 107 de las Constituciones referente a los alojamientos. Dicho capítulo era menos oneroso de lo habitual, aunque a la hora de la verdad quedó en papel mojado, ya que simplemente no se cumplía, no existiendo ni voluntad ni capacidad por parte de las autoridades para imponer su acatamiento, como queda patente en la respuesta dictada en veinte y seis de septiembre de 1708 por el rey Carlos a las quejas al respecto:

“Y no menos que os desvelareis en alentar los naturales en que procuren en lo posible despreciar con la tolerancia aquellos acontecimientos que suele contraer la guerra…” Sans i Travé, JM., Op.Cit. pág. 928.

(Nótese de paso que el rey Carlos responde en castellano y no en catalán, pese a que, obviamente, la respuesta es anterior a los Decretos de Nueva Planta. Dejaremos para otra ocasión el examen del uso del catalán y del castellano en la Cataluña de los siglos XVII y XVIII, un tema sobre el que también hay mucho que decir).

Si los alojados eran migueletes la situación era mucho peor a tenor de los testimonios que nos han llegado. En 1707, Aleix Ribalta, payés de Anglesola, afirmaba que “… y aquells homens, ques levantaren en lo any 1705 en títol de Miquelets pararen en lladres, y estos eren los que feian mes mal en lo pahís.” Un año después, una carta al rey escrita por varios alcaldes leridanos es un claro exponente del comportamiento de dichas unidades:

Súplica al Rey Carlos III, 5 de diciembre de 1708

“Sindicos de La Granadella, Llardacans, Mayals, Almatret, Juncosa, Bobera, Los Forns, La Palma, La torre del Español, Cabases, La Figuera, La Vilella, Margalef, la Bisbal y todo su vezindado, en nombre de sus universidades viene a presentar que después de haber servido a VM a alojar diferentes veces las tropas cuidando de su manutención no obstante haber padecido de diferentes sujetos a sequestrar de cuantos granos encontraron en estas villas y lugares y haver asi mismo pasado por los vigores y saqueos del enemigo y expuestos hoy a esta contingencia por estar a cara de él, se ven en último exterminio y previsados de no tolerar más los fusileros comandados por el coronel Prats, otras compañías sueltas de migueletes y una de caballos voluntarios comandada por D. Josep Ademet, Bayle de Seros, los quales han hecho hasta el dia de hoy tales estragos que referidos todos, sería ofender los reales oídos de SM sin excepción de sujetos, ni eclesiásticos, jurados bayles y demás personas que discurren haberles quedado algo, y con este motivo sin que el mayor y más grave, pasando a violentar las mujeres sacándolas del lado de sus maridos. Por lo que suplicamos a VM se sirva mandar poner remedio mas conveniente y propio del católico zelo y real clemencia de VM.”

Archivo Historico Nacional. Legajo 989 folios del 297 al 300

Cabe decir que no conocemos si se castigó o no al alcalde de Serós por los crímenes citados, pero si sabemos que el coronel Prats continuó sirviendo en el ejército austracista llegando incluso a formar parte de las Reales Guardias Catalanas.

El fracaso en las negociaciones entre Generalitat y el Archiduque con el fin de convertir en 1706 las unidades irregulares en Regimientos reglados tuvo consecuencias desastrosas. Se llegó a un acuerdo de compromiso donde el rey se obligaba a aportar un pan de munición por día y miguelete, cayendo el resto de gastos en sus consistorios locales. Esta decisión provocó un autentico vacío legal que por un lado no garantizaba el avituallamiento de la tropa irregular y por el otro les concedía vía libre para tomar cuanto quisieran de unos municipios indefensos y arruinados por la guerra.

Las contribuciones

El término “contribución de guerra” es realmente un eufemismo, ya que no se trata de un impuesto corriente sino de un expolio forzado. Existían varias formas de forzar al cobro de contribuciones. El método habitual consistía en la aparición de una columna de caballería en una población o en una masía. A veces, acompañaban a un asentista o contratista militar que era el encargado de proveer de vituallas al ejército. En el mejor de los casos, se pactaba con el alcalde o el masovero una cantidad de vituallas que serían entregadas en un plazo no superior a un día. En caso de oponerse, lo habitual era amenazarle que si no entregaba lo solicitado por las buenas, se dejaría vía libre a la tropa para que tomara cuanto quisiese. A veces, si se contaba con suficiente dinero en efectivo, se podía sobornar al oficial de turno para evitar la entrega de grano, pero no era habitual. Una vez cargado el género, se entregaba un recibo y/o pagaré a cuenta de lo incautado que rara vez se cobraba.

Este era el método de cobro de contribuciones menos dañino. En el procedimiento siguiente, la dinámica es la misma, pero sin entrega del recibo. Cuando este era reclamado, lo normal era propinar al demandante una paliza tras acusarle de desafección a la causa, tal como se describe en una súplica enviada a la Generalitat el 27 de febrero de 1708 desde Bellpuig sobre los abusos padecidos por una unidad húngara.

“… el pedirse la referida justificación a los mencionados úngares sobre negarse la concesión, es aun más agria la respuesta, tratando de gavatxos y malafectos a sus antenotados moradores. Lo que ha precisado y al consejo a resolver de dexar sus casas, caso de continuarse estos excesos”

Sans i Travé, J.M.; Dietaris de la Generalitat, Vol. X, anys 1701 a 1713. Gencat, Dept.Presidència 2007. Pág. 880.

En el peor de los casos, con la excusa del cobro de la contribución de guerra se pasaba directamente al saqueo indiscriminado. Durante el asedio de Lérida en 1707, la caballería austracista, portugueses y húngaros sobre todo, diezmaron las reservas de grano en decenas de kilómetros a la redonda con la inestimable colaboración de las partidas borbónicas.

Además del robo de grano, las necesidades de forraje y paja para los caballos en ejércitos de miles de animales eran abrumadoras. Las columnas de forrajeadores saquearon las reservas destinadas al ganado local, aunque de poco servían ya que el ganado también acababa en sus redes. Otro problema grave era el de la leña en invierno. Muchas de las quejas se refieren a la tala de frutales por los soldados para calentarse. En la Seu de Urgell, el Regimiento de la Generalitat se dedico en 1708 a talar los árboles pese a las quejas de los afectados. Sans i Travé, Op.Cit. Pág. 880.

Las necesidades de leña, no se limitaban a la tala indiscriminada. Puertas, muebles, marcos de ventanas, toda la madera disponible acababa quemándose en los hogares para calentar a la tropa. Recordando siempre, que una localidad con alojados podía triplicar sin problemas su población habitual, con todos los problemas logísticos que ello supone en economías con pocos excedentes como las de Edad Moderna.

Los saqueos

Aparte de los pillajes de baja intensidad y de las contribuciones forzadas, el saqueo suponía una vía de financiación extra para los soldados, y una oportunidad de enriquecimiento rápido de oficiales sin escrúpulos y asentistas privados. Existían una serie de normas implícitas que marcaban las pautas de cuando y cómo se podía saquear una plaza. En la práctica, la decisión de saquear se tomaba según las necesidades del momento. Un caso claro lo representa el primer saqueo organizado en Cataluña durante la Guerra. El uno de abril de 1706, una columna aliada salida de Lérida para socorrer la asediada Barcelona se detuvo ante Cervera. La ciudad, que había mostrado claras evidencias de fidelidad a la causa borbónica se encontraba desguarnecida, con su regimiento combatiendo en la capital en las filas del rey Felipe. Dadas las circunstancias, decidieron no defenderse y propusieron el pago de una indemnización para evitar el saqueo. Fue en vano, las presiones de los caballeros catalanes presentes en la columna convencieron a su comandante, el Príncipe Enrique de Hesse que era preferible castigar ejemplarmente la ciudad y de paso, obtener pingües beneficios. Ordenó abrir una brecha en la muralla simulando una entrada triunfal tras una inexistente defensa. Luego empezó el saco que duró cuatro días. El sistema habitual de saqueo consistía no solamente en el robo indiscriminado o las palizas para sonsacar a los lugareños, violaciones y asesinatos. Existía todo un sistema organizado de desvalijamiento. Fuera de las ciudades se establecían los comerciantes y asentistas que pagaban al contado y a bajo coste lo que les iban trayendo los soldados. En el caso de Cervera, los bienes robados se vendieron por toda Cataluña. Según Francesc Castellví, los carros cargados de enseres llegaron hasta Tarragona. Castellví, Francesc; Narraciones Históricas, Vol.II, Págs. 80-83.

Palizas y asesinatos

Como vemos, la extorsión y robo de bienes venían acompañados en ocasiones de agresiones físicas con el fin de amedrentar a los campesinos o simplemente, por diversión. Hemos hablado del comportamiento de los jinetes húngaros en Bellpuig o de los migueletes de Prats en Lérida, pero lejos de tratarse de un hecho aislado, sólo en el periodo que va desde el 28 de septiembre de 1707 al 12 de mayo de 1709, en los dietarios de la Generalitat constan quejas por incidentes del mismo tipo en Sant Feliu de Pallerols, Vall d’Hostoles, Abadiato de Labaix, Vall de Bohí, Capdella, Collecta de Labat, Condado de Eril, Baronía de Pervás, Pont de Suert y Talarn. Evidentemente estos incidentes tan sólo suponen la punta del iceberg, ya que las fuentes estudiadas son aún escasas. Por ejemplo, tenemos constancia del asesinato en Ortoneda de un campesino sin motivos aparentes por un granadero del Regimiento del Conde de Taaf, en fecha anterior a agosto de 1712. (AHN. ESTADO, Libro 1000, fol. 203.

Violaciones

En la reveladora carta citada anteriormente, vemos como catorce alcaldes deciden enviar una carta conjunta de queja por los agravios padecidos a causa de un alcalde vecino, el de Serós, y por el coronel Prats, oriundo de Arbeca, localidad cercana a la zona expoliada. Es decir, que los abusos cometidos por los fusileros de montaña recaían sobre sus vecinos y conocidos a pesar de declararse abiertamente austracistas. En los “Dietaris de la Generalitat”, algunos alcaldes encuentran el coraje para quejarse de este tipo de crímenes, como los de Palagalls, Moncortés, Canós, Aranyó, Cardosa, Tárrega y Agramunt, cometidos por unidades regladas del Archiduque entre los meses de octubre y noviembre de 1708. (Sans i Travé, Op. Cit. 931-934).

Secuestro de bienes

Una de las primeras decisiones del Archiduque una vez tomó Barcelona en noviembre de 1705, fue la creación de La Junta de Secuestros y Confiscaciones en el Principado de Cataluña, siguiéndole otras en Aragón y Valencia. Con ello, pretendía gestionar los bienes incautados a los catalanes borbónicos y así, nutrir sus exiguas arcas para poder continuar la guerra. Aunque el tema de los secuestros austracistas sobre catalanes está poco estudiado, resulta interesante encontrarse suplicantes de clases modestas, que por motivos más bien arbitrarios vieron como se les embargaba su patrimonio. En una súplica fechada el 12 de septiembre de 1712, María Magdalena Gil, viuda y natural de Tarragona, se lamentaba del apropio de una finca situada cerca de las murallas de Tarragona valorada en 500 libras con la excusa de ser necesaria para la defensa, sin haber cobrado indemnización alguna y a pesar de haber padecido saqueo de sus campos “…una vez las tropas enemigas y dos las de VMG”. Por otro lado, Josep de Pedrals, de la villa de Bagá, pide la reintegración de sus bienes incautados en la Cerdanya por “…el odio que el veguer de Berga tenía con él” y eso pese haber servido fielmente a la causa austriaca. Caso más curioso es del soldado veterano Pablo de Pujades, que al volver a sus propiedades deTorrent y Fontclara en 1712 después de siete años de servicio, las encontró confiscadas, aprovechando los voraces agentes del archiduque que su madre se hallaba dentro de Gerona, ocupada por los borbónicos en esos momentos. AHN. ESTADO, legajo 8694.

Refugiados de guerra

Una de las consecuencias inevitables de la inseguridad generada por los abusos reiterados de las tropas austracistas en territorio afecto, junto a las correrías de las unidades borbónicas en la retaguardia enemiga, fue el éxodo masivo hacia los bosques huyendo de la guerra. En una súplica recibida en el Palau de la Generalitat el lunes, dos de abril de 1708 desde la villa de Tárrega, los regidores avisan “…como por instantes va perdiendo y aniquilando aquel común y sus particulares por el crecido alojamiento de caballería en que se halla. Y circunstancias con que lo padece, siendo ya mucho más de 100 familias las que han desertado, y cada día va experimentando van haziendo otras lo mesmo.” (Sans i Travé, Op.Cit 888).

En prácticamente todos los casos de abusos citados, se habla de éxodo masivo hacia las montañas o hacia Barcelona huyendo no de los combates, sino de los abusos de las tropas acantonadas.

Conclusiones

En definitiva, el grueso de la población campesina catalana, sobre todo la de las comarcas agrícolamente más ricas como el Urgel o la Segarra, se convirtió en proveedora forzada y coaccionada de alimento, alojamiento, lumbre, forraje y sexo de los ejércitos de ambos bandos, incluidos los migueletes, que lejos de ser el referente romántico presentado por la Renaixença, fueron padecidos como una autentica pesadilla por los civiles catalanes.

Ampliar información con fotografías de textos históricos: http://separatas.webcindario.com/diada/
avatar
ruedex
13-Cabo
13-Cabo

España
Advertencias : 75%
Mensajes : 529
Puntos patrióticos : 16834
Fecha de inscripción : 03/04/2014
Localización : Barcelona (España).

http://separatas.webcindario.com/ratas.htm

Volver arriba Ir abajo

Re: La DIADA de CATALUÑA es MENTIRA. Explicación dentro (tocho).

Mensaje por Valle el Mar Ago 15 2017, 21:26

Joeerrr...muy interesante el aporte.

Pero.....no es lo que "venden" en Cataluña....y eso se permite.

Ya sabemos, como dijo el otro, que una mentira repetida muchas veces.......
avatar
Valle
35-Sargento 1º
35-Sargento 1º

España
Advertencias : 100%
Mensajes : 2270
Puntos patrióticos : 87608
Fecha de inscripción : 05/04/2014

Volver arriba Ir abajo

Re: La DIADA de CATALUÑA es MENTIRA. Explicación dentro (tocho).

Mensaje por El Zorro el Lun Sep 11 2017, 12:35

avatar
El Zorro
26-Sargento
26-Sargento

España
Advertencias : 100%
Mensajes : 1346
Puntos patrióticos : 23657
Fecha de inscripción : 21/01/2015

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


Publicar nuevo tema   Responder al tema
 
Permisos de este foro:
Puedes responder a temas en este foro.