Traductor
Lee y respeta las Normas del Foro






El Reducto de AGF


El reducto de Richi


El Reducto de Juan García



Últimos temas
» PP y Podemos sodomizan a Madrid con el apoyo de Ciudadanos y PSOE
Hoy a las 03:08 por Lucía

» Viaje por el norte de España
Ayer a las 15:20 por deuteros

» JpSí y la CUP no pueden aprobar solos la ley del voto electrónico, según los letrados
Ayer a las 15:06 por Neilo65

» Carmena elimina el himno de España de la fiesta de la Policía Municipal
Ayer a las 15:01 por Neilo65

» Movimiento MGTOW
Ayer a las 14:50 por Neilo65

» Feministas llaman a quemar la Iglesia y se mofan de los hijos eliminados por el aborto
Ayer a las 14:44 por Neilo65

» El alcalde de Valencia se burla de las Fallas: 'Son grotescas'
Ayer a las 14:42 por Neilo65

»  Europa estará muerta en 20 años
Ayer a las 03:40 por HispanoCortés501

» Quién ganaría en una hipotética guerra entre España y el Reino Unido
Ayer a las 03:33 por HispanoCortés501

» Mi música, tu música, nuestra música
Sáb Jun 24 2017, 19:52 por Iuris Tantum

» POLÍTICOS CALLADOS ANTE UN ATENTADO A UNA CAPILLA Y UNA AGRESIÓN A UNA MONJA
Sáb Jun 24 2017, 19:51 por Iuris Tantum

»  ¿Están tomando Europa los yihadistas?
Sáb Jun 24 2017, 10:25 por Valle

» 152 ATAQUES CONTRA CRISTIANOS EN ESPAÑA EN 2016, 147 DE ELLOS CONTRA CATÓLICO
Sáb Jun 24 2017, 10:19 por Valle

» Lérida se rebela: no cederá espacios para el referéndum e invita a jugar a la Roja
Sáb Jun 24 2017, 10:16 por Valle

» Pensamientos y reflexiones 159
Sáb Jun 24 2017, 08:50 por Antonio García Fuentes

» No son antitaurinos,
Vie Jun 23 2017, 21:41 por José Francisco

» Un capitán de Fragata defiende a los Harriers ante los planes de compra del F-35
Vie Jun 23 2017, 20:04 por Juanma_Breda

» Ignacio de Loyola: soldado, pecador, santo
Vie Jun 23 2017, 14:54 por Neilo65

» Liberalismo antifisiocrático de Valentín de Foronda
Vie Jun 23 2017, 14:45 por Neilo65

» erepublik juego online
Vie Jun 23 2017, 12:22 por ilustrado

» Historia del Camino de Santiago
Vie Jun 23 2017, 12:04 por ilustrado

» Presos, condenas y trabajos a realizar
Vie Jun 23 2017, 09:21 por Antonio García Fuentes

» El sistema monetario o la gran sanguijuela
Jue Jun 22 2017, 09:40 por Antonio García Fuentes

» Europa: la ultraizquierda cometió 27 veces más atentados que la ultraderecha en 2016
Miér Jun 21 2017, 22:41 por José Francisco

» Europa toma los primeros pasos para legalizar las violaciones cometidas por musulmanes
Miér Jun 21 2017, 22:17 por Neilo65

» Cuando algo invisible te respira en la cara justo antes de dormir
Miér Jun 21 2017, 16:21 por José Francisco

» Cómo protegerse de las entidades del bajo astral.
Miér Jun 21 2017, 14:49 por José Francisco

» Llantos y lamentos pero nadie fue ni va a la cárcel
Miér Jun 21 2017, 09:47 por Antonio García Fuentes

» El último tesoro nazi
Miér Jun 21 2017, 07:15 por BRUC

» Por qué si tienes más de 40 años lo llevas muy crudo en el mercado laboral
Mar Jun 20 2017, 21:42 por Juanma_Breda

» Trabajamos gratis para las multinacionales.¿somos conscientes de ello?
Mar Jun 20 2017, 19:50 por Invitado

» May califica el atentado de Finsbury Park como islamofobia
Mar Jun 20 2017, 14:31 por Neilo65

» La UE y Reino Unido empiezan a negociar el Brexit en Bruselas
Mar Jun 20 2017, 14:24 por Neilo65

» ¿Por qué dicen que abortar es una cuestión moral y no lo dicen sobre matar a adultos?
Mar Jun 20 2017, 14:24 por José Francisco

» Presentación
Mar Jun 20 2017, 14:20 por Neilo65

» Así reaccionan los moros al atropello de uno de los suyos, intento de linchamiento.
Mar Jun 20 2017, 14:17 por Neilo65

» 100 eminentes científicos cristianos (porque no, creer en Dios no te convierte en inculto)
Mar Jun 20 2017, 14:11 por Neilo65

» Sal de la Fila
Mar Jun 20 2017, 13:14 por Neilo65

» ¿Gamberros? ¡No! Delincuentes condenables
Mar Jun 20 2017, 11:41 por Antonio García Fuentes

» Juicio de Dios
Mar Jun 20 2017, 11:32 por José Francisco

» Asesinatos Legales y subvencionados
Lun Jun 19 2017, 21:50 por Valle

» «Fuera españolista, primer aviso»: amenazan a un vecino por colgar la bandera de España en el balcón
Lun Jun 19 2017, 21:50 por Invitado

» Coches kamikazes en Melilla
Lun Jun 19 2017, 21:49 por José Francisco

» Primera condena por odio ideológico en Cataluña
Lun Jun 19 2017, 20:54 por Invitado

» El Gobierno valenciano financiará los DIU y «normalizará» los abortos en centros públicos
Lun Jun 19 2017, 20:25 por Invitado

» Murió Adam West, primer Batman de la televisión
Lun Jun 19 2017, 16:53 por BRUC

» Recordando tiempos pasados “o haciendo Historia”
Lun Jun 19 2017, 08:25 por Antonio García Fuentes

» Rusia dice que podría haber matado al líder de Daesh en un ataque aéreo
Dom Jun 18 2017, 15:10 por Neilo65

» Valencia Basquet - Campeon de liga
Sáb Jun 17 2017, 13:33 por José Francisco

» El Lenguajeno Sexista
Vie Jun 16 2017, 17:07 por BRUC

Consigue Trofeos y Medallas participando en...








REDES SOCIALES








Grupo en Facebook
últimos Patriotas conectados
Mis Amigos
niunpasoatras.org-Copyright©

Verstrynge: o la misteriosa deriva de un náufrago político

Publicar nuevo tema   Responder al tema

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Verstrynge: o la misteriosa deriva de un náufrago político

Mensaje por URSINO el Jue Nov 06 2014, 20:51


Para que nada falte, también con los separatistas (el primero desde la derecha) y con "la cubana", como es bien natural.

Estuvo a dos dedos de ocupar el puesto de Aznar. Y ha acabado en Podemos
Ha experimentado una sorprendente evolución ideológica, azotado por aguas turbulentas en su frágil embarcación, desde posiciones de la derecha radical a situaciones de la izquierda bolchevique y populista.


JESÚS J. SEBASTIÁN

Jorge Verstrynge Rojas (1948), nacido en Tánger (Marruecos) y doble nacionalidad franco-española, ex político, politólogo, experto en geopolítica y profesor universitario de ciencias políticas. Así descrita su trayectoria personal y profesional, nada haría indicar que nos encontramos ante un personaje que ha experimentado una sorprendente evolución ideológica, azotado por aguas turbulentas en su frágil embarcación, desde posiciones de la derecha radical a situaciones de la izquierda bolchevique y populista, víctima de un naufragio político, no aleatorio ni accidental, sino plenamente voluntario, como el almirante que prende fuego a sus naves antes de que el enemigo se apodere de ellas. Y es que Verstrynge conoce muy bien la táctica de “tierra quemada”, pero no comprendió la tremenda exigencia que impone el sistema para transformarse de un político cortesano en un rebelde partisano.

En su libro Memorias de un maldito, el propio autor confiesa su juvenil adhesión al neo-gaullismo francés, nacionalista, populista y soberanista, evolucionando después hacia un difuso nacional-bolchevismo. Estos viajes iniciáticos no son tan infrecuentes: otros, como Pío Moa, Jiménez Losantos, Sánchez Dragó o el propio director de este periódico, han experimentado virajes similares, pero en sentido contrario. Admirador, en un primer momento, de su maestro Manuel Fraga, se incorporó a Reforma Democrática, embrión del partido entonces denominado Alianza Popular, formando parte del mismo desde 1976 a 1986, por el que fue diputado nacional y secretario general del mismo. Según los mentideros políticos y mediáticos, la relación entre el maestro (Fraga) y el discípulo (Verstrynge) comenzó a deteriorarse tras la derrota de este último en su pugna electoral por hacerse con la alcaldía de Madrid en 1983.

Sin embargo, detrás de esta lucha intestina, había dos importantes motivos para la ruptura maestro-discípulo. La primera, obviamente, el deseo de Verstrynge por suceder orgánicamente al presidente del partido, cuya imagen impedía cualquier victoria electoral. La segunda, menos obvia, las diferencias ideológicas entre uno y otro sujeto. Fraga encarnaba al fósil ideológico del conservadurismo decimonónico, dogmático y autoritario, pero sin prejuicios hacia el liberalismo gestionario, economicista y materialista. Verstrynge, por el contrario, había abandonado paulatinamente sus antiguas tentaciones totalitarias, para acabar seducido por una corriente metapolítica francesa que estaba rompiendo todos los esquemas ideológicos y la caduca bipolaridad derecha-izquierda. Era conocida –con una apelación ideada por la izquierda mediática– como la Nueva Derecha(Nouvelle Droite) y su líder intelectual, un desconocido, entonces, Alain de Benoist.

No hay que olvidar que el primer libro del pensador Alain de Benoist publicado en España (bajo el simplificador título de La nueva derecha), traducción de Les idées à l’endroit (1979), no se materializó en nuestro país hasta 1982 y que las primeras referencias a este pensador francés –un breve comentario sobre la revista Nouvelle École– se hacían en el primer número de la revista Punto y Coma (en la edición que comprendía de diciembre de 1983 a febrero de 1984). Sin embargo, Verstrynge, sin duda avalado por su conocimiento del francés y de los movimientos políticos de la vecina Francia, publica ya en 1980 (aunque lo había escrito en 1979), su libro Entre la cultura y el hombre, al que se ha considerado, desproporcionadamente, una mala imitación de los benoistianos Vu de droite (1977) –obra por la que recibió el Premio de ensayo de la Academie Française– y Les idées à l’endroit (1979). El libro de Verstrynge no podía compararse al de su homólogo francés, desde luego, pero trataba cuestiones tan escandalosas para la época (y para su mentor Fraga, quien no obstante prologó el libro sin saber muy bien de qué iba el invento), como la etología y la sociobiología: en definitiva, sobre los condicionamientos culturales y genéticos en la naturaleza humana.

Era, desde luego, una temprana recepción de la fase biologista de la Nueva Derecha francesa, que luego fue abandonada por otra diferencialista y culturalista. Verstrynge fue, de esta forma, el primer néodroitier en España. Y esta corriente neoderechista, dentro de la entonces Alianza Popular, tuvo –tras la publicación y difusión del libro de Verstrynge– una favorable recepción entre las juventudes del partido, las Nuevas Generaciones, constituyéndose una oficiosa corriente de pensamiento dentro del partido conservador, que apoyaba incondicionalmente el liderazgo indiscutible de Verstrynge. Y esto lo suscribe quien era –por aquellos años oscuros– presidente regional de las juventudes populares aragonesas (todos tenemos nuestros errores juveniles y nuestros empecinamientos seniles). Verstrynge podría haber llegado a ser el primer presidente afecto, en España o en cualquier país, a las ideas de la Nueva Derecha.

Pero continuemos con el relato. El entonces representante de la Nouvelle Droite francesa, el filósofo Alain de Benoist, cenó en Madrid, el viernes 16 de diciembre de 1977, con Manuel Fraga y Jorge Verstrynge, en la que, según el líder aliancista, fue una velada “interesantísima”, considerando que Vu de droite era “un libro importante, una suma de materiales y de sugestiones fundamentales para comprender el mundo en que vivimos, un libro indispensable desde cualquier perspectiva”. Ciertamente, con estos halagos de Fraga, que equivalían a poner a la Nueva Derecha en el zurrón de la derecha carca de toda la vida, se nos disipaban los deseos de traducir el libro al español… En fin, De Benoist había sido invitado a dar una conferencia inaugural titulada “Poder político, poder cultural” en el Club del Sable –constituido bajo la influencia de su homólogo francés el Club de l’Horlage–, formado por algunos jóvenes inquietos de Alianza Popular y otros intelectuales liberal-conservadores, con nuevas ideas que provenían de las publicaciones “antisistema de derechas” del GRECE francés y que propugnaban el combate por las libertades y la diversidad en detrimento de un Estado del Bienestar igualitarista y homogeneizador. Vamos, en las antípodas de la FAES ultraliberal de Aznar. Pero algo no cuadraba en la recepción por los populares de las ideas de la Nueva Derecha: Fraga seguía siendo, ante todo, un católico ultraconservador, un humanista cristiano, y De Benoist, un neopagano, antiliberal y conformista con ciertas “modernidades escandalosas” como el divorcio, el aborto o la eutanasia. En cualquier caso, como dice Ramón Guillén, «es muy difícil precisar el alcance de la influencia de esta Nueva Derecha “a la española” sobre una parte de los seguidores en aquel tiempo del patrón aliancista; pero todo indica que la Nouvelle Droite fue un poderoso estímulo intelectual para los populares más jóvenes, para los miembros más activos de las Nuevas Generaciones de AP, para los menores de treinta años o que rondaban los treinta y pocos». Ahí tenemos, por ejemplo, salvando las distancias y las conversiones ulteriores, al periodista y escritor José Javier Esparza. Rajoy y los actuales peperos son, sorprendentemente, más retrógrados que sus predecesores. Son, en realidad, los representantes de lo que Alain de Benoist denominaba “la derecha totalitaria, petainista y maurrasiana”.

Después, los posteriores libros de Verstrynge revelarán una singular evolución ideológica que, sin embargo, está repleta de pistas y claves schmittianas y jüngerianas, tanto en el ámbito del juego entre el conflicto político y la soberanía nacional, como en el de la constitución de grandes espacios macropolíticos y en el de la estrategia revolucionaria europeísta y antiimperialista, en una dinámica simbólica y disidente que un autor como Julien Freund denominó como ser un “reaccionario de izquierdas”: entre otras obras, Una sociedad para la guerra (1988), El sueño eurosiberiano. Ensayo sobre el futuro de Europa (1992), Los nuevos bárbaros: centro y periferia en la política de hoy (1997), Sobre el poder del pueblo (2000), Rebeldes, revolucionarios y refractarios: ensayo sobre la disidencia (2002), Frente al Imperio: Guerra asimétrica y guerra total (2007), Proteccionismo y economía de gran espacio (2009). Hoy, a la vista de la desorientación ideológica de Verstrynge, podría resultar extemporáneo el uso de esta terminología, pero ¿no nos resulta familiar a los followers de El Manifiesto?

A Verstrynge se le podrán reprochar muchas de sus actuaciones y declaraciones, incluso ser un pésimo estratega político, pero no su precoz visión de renovación ideológica de la derecha española. Entre los caducos mensajes de una vieja derecha nostálgica, arrugada y crispada, reincidente en sus errores, prejuicios y rencores, sorprendía escuchar del joven Verstrynge expresiones como la “desazón nihilista”, el “escepticismo frente a las religiones seculares” o “la falsa mitología de la igualdad”, al tiempo que mantenía una intensa correspondencia (sí, jóvenes ilusos, entonces no existía el guasap y se escribían cartas) con los que –como el que suscribe– reflexionábamos sobre el efecto que podían producir los descubrimientos biológicos en el seno de la sociedad cultural europea, la necesidad gramsciana de la hegemonía cultural frente a la izquierda dominante (y su versión liberal de la socialdemocracia) y la conquista del poder democrático por medios legítimos (aunque, debo reconocerlo, con ciertos tintes conspiratorios).

Fue la combinación de su nefasta estrategia para derrocar al maestro y de sus indisimuladas veleidades neoderechistas –que estaban prendiendo en los jóvenes populares en detrimento de la transformación neoliberal–, lo que condenó al díscolo delfín a un anunciado repudio oficial y a un forzado y simbólico transfuguismo (pese a las súplicas de un joven Aznar), así como a una deriva política en el transcurso de los tres decenios siguientes: huída de AP, constitución de un grupo mixto en el Congreso, contactos con el CDS de Adolfo Suárez y con el PSOE, en el que finalmente ingresa en 1993, posteriormente asesor de Francisco Frutos en el PCE e IU, protagonista de manifestaciones, indignaciones, tertuliano de programas sensacionalistas, escraches y “okupaciones”, llamadas a la desobediencia civil, hasta su declaración de apoyo a Podemos, simpatía que le facilita su proximidad con Pablo Iglesias (algunos, incluso, consideran a Verstrynge como el “padre ideológico” del coletas, que fue alumno suyo). Ambos son, por lo demás, declarados admiradores del chavismo (y sus asesores en materias de estrategia geopolítica, guerra asimétrica y soberanismo regional) y portavoces del antiamericanismo, aunque en el caso de Verstrynge con un claro rechazo del liberalismo capitalista y del marxismo tercermundista. Sin embargo, un nutrido grupo de militantes de Podemos firma un manifiesto en el que rechaza el acercamiento de Verstrynge a la formación trotskista por su pasado nacional-gaullista, neoderechista, su admiración por el FN de Marine Le Pen y su crítica de las políticas inmigratorias como arma del capitalismo salvaje (abogando por la “preferencia europea”).

Y ahí sigue Verstrynge, en su particular limbo ideológico, “indignado, cada vez más rojo y sin nada que perder” (sic), como recientemente se ha descrito. Otros ex populares, como Vidal-Quadras (Vox) o Albert Rivera (Ciudadanos), próximos, en otro momento y circunstancias, a las tesis neoderechistas, han intentado reconducir su itinerario político a través de otras vías neoconservadoras o, incluso, liberal-conservadoras (?). No cabe duda: el democratismo y la partitocracia siembran el sistema de numerosos cadáveres políticos.

Terminemos con unas antiguas palabras de Jorge Verstrynge, culminando sus primigenias reflexiones sobre “el problema de la libertad y de la naturaleza del hombre: «En definitiva, si el hombre, tal y como es, no debe caer en esa forma de totalitarismo “seco” que constituye un marxismo para el que no es sino un producto del medio ambiente y de la educación, no menos debe ser combatido por el verdadero hombre de ciencia y el humanista ese totalitarismo “suave” que “desea evacuar al hombre de su humanidad, denegándole la libertad de opción, su autonomía, su conciencia histórica”; evacuar al hombre de su verdadera naturaleza que es también, en parte, animal […][rechazando] el hecho positivo de que “toda cultura humana está basada en la desigualdad entre los hombres” (Lorenz y De Benoist).»

Ello implica desconocer «que en la diferencia está la creatividad y la libertad, las dos características que constituyen el ser verdadero del hombre, al menos tal y como lo concibe la civilización europea, […] [desconociéndose asimismo] que la transmisión hereditaria de esa diferencia constituye la mejor garantía de su permanencia, es decir, de “nuestra” permanencia. Alguien dijo algún día que ya era hora de dejar de conocer al mundo y que había que comenzar a cambiarlo: craso error, cambiar al mundo requiere primero conocerlo».
Eran otros tiempos…, otra política.

http://www.elmanifiesto.com/articulos.asp?idarticulo=4905
avatar
URSINO
35-Sargento 1º
35-Sargento 1º

España
Advertencias : 100%
Mensajes : 2273
Puntos patrióticos : 27763
Fecha de inscripción : 14/06/2014
Localización : JAÉN-ESPAÑA

Volver arriba Ir abajo

Re: Verstrynge: o la misteriosa deriva de un náufrago político

Mensaje por BRUC el Vie Nov 07 2014, 06:50

Ya veo que siempre tuvo las ideas muy claras.... Razz
avatar
BRUC
63-Capitán
63-Capitán

España
Advertencias : 100%
Mensajes : 8594
Puntos patrióticos : 163827
Fecha de inscripción : 26/06/2014
Localización : Deslocalizado

http://coe-41.blogspot.com.es/p/vb.html

Volver arriba Ir abajo

Re: Verstrynge: o la misteriosa deriva de un náufrago político

Mensaje por Luego Cabalgamos el Vie Nov 07 2014, 10:23

Mientras no sea un peligro para la seguridad ciudadana, podremos prescindir de encerrarle en un buen centro psiquiátrico y tenerlo sedado todo el día para evitar que se asfixie con el pomo de la puerta.
avatar
Luego Cabalgamos
37-Brigada
37-Brigada

España
Advertencias : 100%
Mensajes : 2722
Puntos patrióticos : 58961
Fecha de inscripción : 03/04/2014
Localización : España Vna, Grande, Libre

Volver arriba Ir abajo

Re: Verstrynge: o la misteriosa deriva de un náufrago político

Mensaje por TRAJANO.v el Vie Nov 07 2014, 10:26

Con profesores  como Verstrynge, no es de extrañar que entre las doscientas Universidades mas importantes del mundo, no se encuentre ninguna española.
avatar
TRAJANO.v
39-Brigada
39-Brigada

España
Advertencias : 100%
Mensajes : 3144
Puntos patrióticos : 34363
Fecha de inscripción : 04/04/2014

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


Publicar nuevo tema   Responder al tema
 
Permisos de este foro:
Puedes responder a temas en este foro.