«Cabeza de joven» es uno de los pocos ejemplares de su periodo rosa y había sido declarada «inexportable» por el Ministerio de Cultura. Su propietario quiso sacar el cuadro a subasta, pero la Audiencia Nacional prohibió que saliera del país